viernes, 30 de diciembre de 2011

Mientras quede por escribir una palabra, FELIZ AÑO, FELIZ CUMPLE:)

Hola :)
Si, decidí cerrar el blog pero no podía dejar de no publicar algo, hoy, hoy que hace un añito lo abrí.
Os soy sincera y si os habéis aburrido lo suficiente como para cotillear las secciones de Cuando Acabas veréis que creé una más: ESPERANZA.
En esta sección, hay dos relatos que escribí hace no se cuánto tiempo, uno es verano y el otro hace unos dos o tres meses más o menos, en definitiva que hay dos relatos más.

También que hace más de un mes que cerré el blog y que no, no voy a reabrirlo de momento porque creo que no tengo mucho más que aportar que relatos, pues relatos de Alina, más oscuros que claros.

Otra cosa que decir, que ha sido un placer enorme conoceros un poquito más con quién he hablado, Azahara, Berenice, un honor que no se puede llegar a medir, os lo aseguro.

Por último, os dejo varias canciones (sí no puedo contenerme de dejaros unos pequeños deberes para escuchar). Espero que os gusten porque, han marcado bastante estos últimos meses:)




Un beso, perdón BESOS enormes para todos y todas, os estimo, FELIZ AÑO NUEVO 2012

Alina

viernes, 11 de noviembre de 2011

11/11/11

11/11/11 Marcad este día porque para mí si que es importante. Hoy se cierra el blog. A mi reina flor, barbies, ladies, amigos, bloggeros y bloggeras, amigos y amigas que he hecho aquí, quería deciros que a estos últimos no sabéis lo que ha sido para mí conoceros, mucho y muchos ya formáis parte de mí y me gustaría seguir hablando y conociendos poco a poco en otras redes, espero que sea así.
Sobre el final-segunda parte de El Escondite, lo siento, pero dudo que esta historia tenga su final cerrado, os lo vaís a tener que imaginar, lo siento.
Por otra parte se que no deseo cerrar este blog, que en mí hay algo que grita que no lo haga, es en vano y pese a saber que desolada no tengo que tomar decisiones, no voy hacerle caso, se que me arrepentiré, pero la decision ya la he tomado.
Para finalizar me gustaría deciros dos cosas: la primera no me llamo Alina y algunos de vosotras ya sabéis mi verdadero nombre, y tengo catorce años así que sí, abrí este blog cuando tenia trece.
Lo segundo, y honrando al título, quería decir el sentimiento que tengo ahora mismo, no puede expresarse con las palabras que tanto han dicho, en vano, ya no diran nada de mi, nunca más; estoy harta de esconderme y de mirar hacia atras.
MUCHAS GRACIAS POR SER TU, POR ALEGRAR MIS DÍAS POR LA MAÑANA Y A OTRO TÚ, QUE ME HACE DESEAR EL SIGUIENTE POR LA TARDE.
Os quiero, hasta luego.
Núria.

domingo, 6 de noviembre de 2011

Lo siento, lo siento, lo siento, lo siento.
Llevo muchos dias desaparecida, ¿pero no os ha pasado nunca que poco a poco vaís descubriendo pequeños detalles de vuestro pasado que hacen que deseáis vivir en él solo un instante más, poder volver hacia atrás y revivirlo de nuevo?
Eso es lo que me pasa a mi, quiero recuperar cosas del pasado que el presente hizo impossibles, en cuanto pueda escribiré un relato decente que no diga mucho, porque no solo estaría contándolo a personas de las cuales aún no he visto el rostro.
 Lo siento, mañana mismo me paso por todos vuestros blogs, gracias por no dejar de leerme. Annabel (Beresh), Azahara y Strelly, muchissimas gracias por vuestros comentarios en la entrada anterior, lo cierto es que no me los esperaba.

Besos y sietemilsetecientassetaysietesonrisas
Alina

martes, 25 de octubre de 2011

¿Cómo quieres qué te quiera..?

-¿Cómo quieres qué te quiera, si el que quiero que me quiera, no me quiere cómo quiero que me quiera?
-Fácil, queriéndome.

miércoles, 19 de octubre de 2011

Para los que cuándo les preguntan ¿cómo estás? Mienten al decir que están bien; para los que cuándo no pueden más, no son capaces de enfadarse sino de consumirse en el dolor más profundo; para aquellos que les gustaría empezar a gritar en este mismo momento que no pueden más, que no quieren seguir.
Para esas personas, yo les regalo mi más sincera sonrisa; para intentar ayudarles a levantarse; aunque después me tengan que observar des de arriba, ya que yo seguiré en el suelo.

domingo, 16 de octubre de 2011

Nada de esto fue un error

Quiero que sepas algo que me digeron hace dos días:  aun pudiendo retroceder en el tiempo y pudiendo cambiar lo que sucedió, no lo harías. Las personas somos masoquistas, nos gusta cometer errores. 
Simple, ¿verdad? Nada de esto fue un ERROR, simplemente SUCEDIÓ.


Alina

lunes, 3 de octubre de 2011

Estrellas fugaces/ Te querré siempre + CANCIÓN



Hola!:) El relato que hay aquí abajo va dedicado a las personas que hacen que mi día a día sea único y especial; estas tú y todo aquel que me rodea. También esta esa persona, esa estrella que me inspiro a escribir este relato, que hace que este relato sea verdaderamente real..
Tiene dos nombres porque son dos relatos que he unido, espero que lo disfrutéis y este relato es uno recuerdo, unos pensamientos felices que van hacia mi diario..


ESTRELLAS FUGACES/ TE QUERRÉ SIEMPRE


Sonrío, porque sé que aunque ese cosquilleo que recorre mi cuerpo desaparezca, te querré.
Nunca voy a olvidar tu mirada, tu presencia que hace olvidar todo lo que deseo decirte.
Te he intentado borrar de mi vida con fuego, con lágrimas; intenté que en mi mente aparecieran otros, de los te dije el nombre, pero no sucumbí; hasta dejarte de decir  te quiero fue imposible para mí.
No te vas, porque a veces hay personas que se quedan dentro de ti, para no salir, jamás.


Durante el verano vi muchas estrellas fugaces, por cada una pedí un deseo; creo que continuo viéndolas porque hay cosas tan grandes que no se pueden desear, o quizá es que aún no he pedido el deseo adecuado.
Hagamos un trato, si me quieres pide un deseo este mismo momento. Este verano vi seis estrellas fugaces, y no miento, una para cada una de las primeras personas que lean esto.
No quiero  saber quiénes sois, me vale con que lo sepáis vosotros, por favor, respeta esta decisión que tomé.


Aun que has de acabar entendiendo que pese a muchas estrellas que caigan del cielo, las verdaderas estrellas son aquellas que aparecen en tu vida sin que hayan sido nunca nada especial;una persona con la que has compartido, si  darte cuenta, minutos de tu existencia, aquellas personas que, con el tiempo,  te han enseñado el verdadero significado de todos los sentimientos que se cruzan por tu vida cada día.
Aunque el sentimiento de cariño inicial sea tan fugaz que con unos meses se haya convertido en amor.


Para mí, tú eres una de esas estrellas fugaces; por eso sonrío y pido un deseo cada vez que te miro. Por eso TE QUIERO, TE QUISE Y TE QUERRÉ SIEMPRE.


Alina


PD: Esta es la canción que escuchaba mientras escribía el relato:





viernes, 30 de septiembre de 2011

Escribir por Strelly

¡Hola!
El texto que hay a continuación es de Strelly del blog Sonrisas and smiles :3 ¿Porqué lo cuelgo? Por que ha escrito el porqué escribo, por que es esa afición la ha hecho que conozca a gente que nunca hubiera conocido; si queréis ver la entrada original haced click  en el título, muchissimas gracias hacia Strelly por dejarme colgar este relato.

Escribir.

Escribir te permite crear mundos diferentes...Realidades paralelas dirigidas por ti mismo. Al escribir tú pones las leyes, eres dueño de tus palabras. Al escribir, se te concede un poder inmenso, eres el Dios de tus escritos, y al igual que creas algo, lo puedes destruir cuando te plazca. Lo que escribes es, un pedazo de ti mismo que se plasma en un papel. Escribir es una manera de sacar tus sentimientos y emociones, expresados con letras, que al unirse forman palabras, que al unirse forman frases, que al unirse forman textos...Tus textos, impregnados por tu alma, por la esencia de tu ser. Escribir es una forma de desahogarse...Hay quien grita, hay quien salta, hay quien corre, hay quien canta...Hay quien escribe. Escribir es una pasión, un don o un simple pasatiempo. Escribir es tantas cosas, que si escribiera que no es nada, también sería cierto. Al escribir atraviesas la capa de la realidad y así empiezas a crear una tuya, en la que volar puede ser posible, donde las nubes se pueden tocar. Escribir para liberar tus pensamientos, que en tu cabeza se hacen demasiados, y de alguna forma, hay que dejarlos salir. Y es que de la punta del bolígrafo, no solo sale tinta, también salen tus ideas. 

Repito otra vez, muchissimas gracias Strelly.
Alina

lunes, 26 de septiembre de 2011

Idiota, si que te quiero, lo que no entiendo es cómo no te das cuenta.

Te quise




Hola:) A qui dejo otro relato, es como una segunda parte del anterior aunque el otro merecía estar en el apartado del Diario, este no.
Se pude decir que intenté convertir lo que era la tristeza en algo para intentar sentirme mejor...
Aqui les dejo otra parte aunque repito ESTE NO VA AL APARTADO DEL DIARIO COMO EL ANTERIOR.
Besos, te quieros y sonrisas.


Te quise
Trazo las últimas lineas de esa carta, aco seguido la tiró al fuego y me seco las lágrimas que hace rato que trazan 
su camino por mi rostro.
Decir adios es igual que dificil que el hola, ojala nnca hubiera roto esa barrera.
Observo como se consumen unas palabras qye de ser tan grandes se han acabado en cogiendo hasta llegar a no ser nada, 
mi pasado, desapareció junto a la luz del fuego.
Cojo la ceniza y la deposito en un cuenco de cristal, poniendo limite a mi pasado, también lo tapo para que no salgan de su 
lugar.
Lentamente me encamino hacia la arboleda que hay cerca de la casa, allí vuelco el contenido en la palma de mi mano, tantos 
recuerdos caben en ese espacio tan pequeño como ése.
Las contemplo unos segundos; allí estás tú, allí esta mi pasado, mi presente y... no ya no podrás ser mi futuro, tomé una
decision y no me voy a hechar atrás.
Soplo, pero al unisono un golpe de viento me las devuelve, envolviendome en una nuve de cenizas. 
Estornudo, me doy la vuelta y empiezo a andar desaciendome a la vez de los restos que me envuelven de mi pasado, mientras
el viento se encarga de secar mis lágrimas.


Alina

jueves, 22 de septiembre de 2011

Te quiero

Hola! Os dejo un nuevo relato que nuevamente va a la sección del Diario.. lo escribí hace un tiempo y despues de revisarlo varias veces os lo dejo aqui.
Antes quiero dar las gracias a Beresh por su comentario en la entrada anterior, como me dices sentirte comprendida te hace sentir algo mejor:)
Besos, te quieros y sonrisas espero que os guste: 


Te quiero
He pensado que en el pasado me quiste como yo te quiero ahora, he revisado conversaciones enteras de Internet porque no puedo vivir un solo segundo sin una de tus palabras; te quiero, te he querido y te querré siempre.


El corazón se me encoge cada vez que oigo tu nombre, cada vez que una sola palabra va dirigida hacia ti...
Pero entonces me doy cuenta que lo que siento tendrá un final como tantos otros: un amor olvidado entre el miedo que sentí en confesarlo; por eso las lágrimas resbalan por mi rostro cuando lo recuerdo, porque por muchos te quiero que te diga, ninguno significara para ti lo mismo que son para mi, por muchos te quiero que tu me devuelvas no creo que sientes lo que yo. 
Aunque es ese te quiero el que no quiero perder, pero también el que quiero olvidar; por eso ya no lo respondo, por eso tampoco te lo he vuelto a decir, porque me duele aceptar el final de lo que siento; y se que me llevara tiempo, pero tengo que empezar a trazar un nuevo principio, si continuo como ahora cada minuto de mi vida sera una nueva pena con la que subsistir y me iré quedado sin motivos por los que sonreír. 
El año que viene ya no estarás y si ahora los días ya se me hace largos al solo verte unos miseros treinta minutos, cuando no estés ¿qué voy hacer?


Por eso te dejo esto,un mensaje que quizá no veas, un mensaje que quemaré dentro de mi alma para que solo queden sus cenizas y así poder hacer que el viento se las lleve como si fuera una historia más sin acabar.


Con todo mi amor, dolor y esperanza para poder ser una verdadera amiga algún día,
Núria


PD:Te quiero no lo olvides hasta que no lo haga yo.


Alina

martes, 20 de septiembre de 2011

Verdad


Hola:)) Hace tiempo que no subo nada, pero es que no tenía el qué. Lo que hay aquí debajo no se puede decir que sea un relato, es, más bien, uno de los pensamientos que suele pasar por mi mente en alguna hora del día.
No es la primera vez que escribo uno de ellos aquí así que en la sección de Sueños del Pasado e incluido un nuevo apartado titulado: Diario de los recuerdos y pensamientos, donde irán este tipo de relato. Hasta pronto!!^^



VERDAD
Siento que me estás utilizando, que no te importo en realidad, porque me demostraste que siempre te comportas de una manera diferente a la que piensas, que puedes estar abrazando a una persona  a la que , en realidad, odias profundamente.

Me pase dos noches a tu lado cuidando de ti porque no estabas en tus mejores momentos, estuve sin salir por tu causa, me ataron más a todas mis obligaciones por ti.

¿Y cómo me lo pagas? Con falsas promesas que no vas a cumplir. Ahora di por primera vez la verdad, deja de comportarte como quién no eres y dime si de verdad te importo, porque a espaldas dices mucho pero en la cara poco,  dime si de verdad para ti soy  tu amiga.
Porque empiezo a dudar de ti y de tus falsas palabras.

Alina

jueves, 8 de septiembre de 2011

IRA


Hola:) se que he recibido unos premios y en cuánto pueda los colgaré pero antes dejo aquí este relato. Se que es bastante incoherente pero es como ahora mismo me siento....

IRA             
Ira.
Ése es el sentimiento que aparece dentro de ti cuando te ves traicionada, cuando te sientes estúpida por no ver la realidad que se desenvolvía delante de ti. Te engañaron  y te continúan engañando lo único que te queda es esperar a que tus pensamientos no sean lo que realmente ha sucedido, simples malentendidos que se queden así, en malentendidos.

Pero no puedes evitar sentir ira hacia lo que crees, cerrarte entorno lo que ven tus ojos y eso, eso hace daño.   Porque creías que estaban a tu lado, que te querían y que pasase lo que pasase respetarían tus decisiones te contarían sus opiniones y estarían a tu lado, demostrándolo. El problema es que cuando menos te lo esperas dejan de mostrarte su apoyo se ciñen en ser dos y ahí se quedan: en dos como si tú no hubieras existido para ellas aunque claro para lo que quieren ahí estas.

Es entonces cuando aparece este sentimiento, esta ira que te corrompe por dentro. ¿El motivo de tal sensación? Una tontería que te corrompe el corazón.

Alina

Si otra frase, pero tenia que ponerla

Sentirte utilizada por las personas que más amas...

Alina

domingo, 4 de septiembre de 2011

Una frase vale más que mil palabras

Hola! Antes de todo muchas gracias a todos los que habeís comentado la entrada anterior y aquellos que le habéis de dedicado un pequeño espacio de tiempo en leerla: GRACIAS NO SABÉIS CUANTO SIGNIFICA:)

Aquí os dejo una pequeña frase que, aunque es muy sencilla, sigo sin encontrarle una respuesta:))






-¿Por qué SIEMPRE me arrancas una sonrisa?






Alina

lunes, 29 de agosto de 2011

EL ESCONDITE

¡Hola! Este es el capitulo final de El Escondite; no se si continuara la historia porque puedo deciros que de buen principio este NO iba a ser el final, así que  la historia va a tener una segunda parte pero  no creo que la publiqué hasta que pase bastante tiempo.
Quiero deciros que escribir esta historia me ha encantado y que sin duda la segunda parte va atar muchos cabos sueltos que quedan en la historia y en la MANERA de redactarla.
Espero que lo disfrutéis tanto como yo al escribirlo, espero vuestros comentarios porque sin duda han sido estos los que me han impulsado a continuarla.



Capitulo 14.

Sentir que quieres huir pero no puedes porque hay cadenas que te sujetan, unas finas cuerdas que, aunque no las puedas ver, te encadenan; esta vez no es así, esta vez puedo sentir como me rodean las muñecas como se unen por una fina cadena de plata, plata, el único material que los licántropos no podemos romper.
Dos vampiros custodian mis pasos, unos pasos que doy hacia la sala de aquél poderoso edificio,  el Ministerio, un lugar donde reside todo el poder del mundo sobrenatural. Me condujeron hasta la entrada de una sala y me sentaron en el banco que había más cerca de la puerta. Mantuve la vista en el suelo, pero supe descifrar quién se aproximaba a mi sin tener que levantar la vista: Aaron. Aunque alguien más iba con él, un licántropo: Joseph. Levanté la mirada con curiosidad, hablaban y sin matarse; Aaron asentía, Joseph explicaba y yo los contemplaba atónita a los dos. Sin dirigirme la más mínima palabra pasaron junto a mí y entraron en la sala, segundos más tarde yo me encontraba siguiendo sus pasos, entrando en aquella estancia de muebles de roble y de imperturbable silencio.
Con la cabeza en alto me encaminé hacia un  banco donde un pequeño cartel dorado indicaba quién se sentaba ahí.
Acusados, decía el cartel.
-Sí-pensé- estoy acusada de no ser como ellos, de ser diferente.
Me senté sin pronunciar la más mínima palabra, cuando el sonido de un martillazo que indicaba el inicio del juicio retumbo por la sala ni me inmuté, permanecí impasible mientras veía como amigos y familiares me traicionaban uno a uno, lo cierto era que no me importaba lo más mínimo, ya no.
Hasta que después de un prolongado descanso de diez minutos salió él, dirigiéndose hacia el estrado con ese paso elegante que distingue a los vampiros, con esa frialdad suya que también los caracteriza.
Sentí como todos lo músculos de mi cuerpo se tensaban, como en mi mente solo aparecía él y esos pocos momentos que habíamos pasado juntos.
Aaron, ¿por qué te diriges hacía allí?- me gustaría gritarle.
En breve lo sabría y al mismo, tiempo la pesada realidad caería sobre mis hombros.
Presté atención por primera vez en las dos horas de juicio, justo antes de sentarse poso sus ojos en los míos, en ese instante sentí su miedo hacía la palabra que iba a pronunciar, pero a la vez sentí alegría, pero no esa alegría de triunfo y júbilo que habla por si sola, no. Una alegría de poder hacer las cosas bien, de saber que pese lo que iba a decir, podía estar seguro que todo lo demás saldría bien y puedo jurar por mi vida que iba a recordar la palabra que pronunció con tal exactitud que me duele el alma, porque su respuesta fue la siguiente:
-Si
Esas letras juntas por si solas no han daño, pero  la pregunta a la que responde fue la que verdaderamente me desgarró el alma:
-¿Admite haber utilizado a Arlene Deluí para sus propios fines, haberla utilizado, sin haberla amado nunca?

La mentira más grande es decir que nunca has amado.

¿Ves? ¿A que tan solo leyendo esto ya te sabe mal?
No te lo tomes a mal, de hecho te lo agradezco así me demuestras que no eres una bestia inmunda sin sentimientos como toda la gente que me rodea, que me rodeaba, perdón, porque seguramente cuando leas esto ya estaré muerta.


Pero ahí no acabó todo. No solo hacía falta romperme por dentro, torturarme y quitarme mis sueños de por  vida, que va. También tenían que asegurarse de que no volvería a acercarme a Aaron, de que nunca, nunca más mis labios volvieran a rozar los suyos. Por ese mismo motivo el veredicto fue el siguiente, por ese mismo motivo ya solo existo en la memoria de quién me conoció:

<<Este jurado en conducta de los seres Aaron Sandon, vampiro, y Arlene Deluí, licántropo, dictamina lo siguiente: primero y anteponiéndose a todo la señorita Deluí deberá retirarse de El Escondite para así ser substituida por su hermano Joseph Deluí y en segundo y último lugar la señorita Deluí tendrá que contraer matrimonio con Eloy Hatsom>>.

¿Se te ha helado la sangre? ¿Sí, no? Da igual la respuesta, porque de todas formas puedes imaginar mi cara en ese momento.
Fue entonces cuando recordé en la lejanía del tiempo cuando Aaron había pensado que Joseph era mi prometido y no mi hermano; recordé aquella respuesta de negación que le ofrecí al terminar de pronunciar sus palabras. Creó que tendría que rectificarla ahora mismo.

Le dediqué una última cruzada de ojos a Aaron, una simple mirada que decía mis más puros sentimientos, tales que nunca podré describir; su mirada reflectía todo lo que yo sentía, por encima de la rabia, el desprecio, la humillación, por encima de todo se hallaba nuestro amor, un amor que ni esa frase callaría, un amor que podría vencerlo todo en un parpadeo de ojos, un amor que en esos instantes estaba atado con esas cadenas invisibles de las que hablé antes.
Por eso no nos hizo falta ni un beso de despedida, porque el amor estaba atado para siempre por esas míseras cadenas, pero, a la vez,  estaría junto hasta el fin de la eternidad. Una fugaz sonrisa cruzó mi rostro inundado por las lágrimas y entendí que por mucho que me negara a aceptar la realidad, esta continuaría existiendo<< por mucho que un condenado no deseé morir, la realidad, el tiempo, continuará avanzando, continuará existiendo su pesadilla hasta que se haga realidad>>¿Recuerdas? Aunque ahora implantaré una nueva idea, las pesadillas solo lo son si crees en ellas; no te las creas porque son mas mentirosas que la luna, el cuarto creciente nunca será aquel en el que el astro tenga forma de C.
Os voy a decir una  última cosa y mi último gran secreto: en ese momento viví; viví de verdad, viví para siempre.
Pero como soy una gran inconformista, al acabar ese momento derrumbé a mis guardianes y cogí un vaso para "beber agua" arrojé el líquido en la mesa cuando, con un golpe icé que el bordillo del recipiente se llenara de relucientes puntas puntiagudas y cortantes.
Con la mirada fija en él y con una sonrisa en los labios, corté mi piel me introduje un preciado anillo de plata; ¿dónde? En mi corazón, para así poder detenerlo para siempre, para así perdurar en ese instante de tiempo, para que, cuando la luz de mis ojos se apagara, solo quedará él en mi eterna mirada.

Hasta pronto, te quiero.

FIN DE LA PRIMERA PARTE DE EL ESCONDITE: "El amor de los jóvenes en verdad no está en su corazón, sino más bien en sus ojos " William Sheakspeare.


Quiero dedicar esta primera parte a todo aquél que la haya seguido aunque solo sean unos capitulos, si a ti que estas leyendo esto:)


Alina

sábado, 27 de agosto de 2011

Todos los caminos conducen a Roma 5

¡Hola! Tal como os dije unas horas antes aquí os dejo una pequeña y última parte de Todos los Caminos Conducen a Roma^^ y bueno os aviso que  el día 29 subiré el último capítulo de El Escondite!!!^^


Éramos la misma persona en mundos completamente diferentes y, a la vez, muy iguales. Yo era su izquierda y ella mi derecha, todo lo que yo hacía, ella lo efectuaba al contrario, tomaba otro camino, otra dirección. Pero hagas lo que hagas, digas lo que digas, todos los caminos conducen a Roma, tarde o temprano... vas a morir.

Alina
Hago una entrada rápida a las tres y media de la mañana, si has leído bien, para anunciaros que acabo de acabar el último capitulo de El Escondite así que en breve subiré una pequeña y también última parte de Todos los caminos conducen a Roma y seguidamente ese  último capitulo.

Alina

miércoles, 24 de agosto de 2011

LOS VERDADEROS SALVAVIDAS SON AQUELLAS MANOS AMIGAS.


Hola! ¿Cómo estáis? Aquí os dejo otro relato, este lo escribí hace un buueeen tiempo pero tenía que colgarlo, y ahora más que nunca:DD
El relato que leeréis a continuación (si es que lo leéis) quiero dedicarlo a una amiga mía, porque fue ella la que, con sus palabras, me inspiró para hacelo:)) T'estimo molt mosquit!

LOS VERDADEROS SALVAVIDAS SON AQUELLAS MANOS AMIGAS.
Sentir que el mundo entero se te cae encima, que las palabras de apoyo se evaporan en una suave neblina; sin saber por qué todo tu mundo se desmorona a tu alrededor, lo que ves son rostros difuminados y negados de luz que te rodean e impiden que caigas más hondo, pero ignoras quiénes forman ese enclenque salvavidas que te rodea, de hecho ni sabes en qué mar has caído. Sólo ves negro y te sientes excluido, excluido de todas las risas y los recuerdos que has compartido, por qué parecen querer demostrar que tú no eres nada para ellos, aunque la realidad sea diferente.
Es entonces cuando aparece una mano amiga, aquella mano que se posa en tu hombro haciendo que su brazo rodeé tu espalda, aquella mano que te da a algo a lo que realmente aferrarse. Porque son esas palabras de <<querría enfadarme contigo, pero no puedo>> que pronuncian sus labios las que te devuelven a tierra, las que te devuelven al barco, sano y salvo.

Alina

jueves, 18 de agosto de 2011

PENSAMIENTOS ENTRECRUZADOS

¡Hola! Siento haber pasado tanto tiempo por escribir pero he estado de vacaciones y ando hecha un lío por culpa de esta, ¿se puede saber porque hay tanto tiempo para pensar cuando estas fuera de casa? La verdad, lo odio.
Por eso en parte he escrito este relato porque como dice al final <<Solo tengo mil porqués sin responder y otras mil preguntas por hacer>>.  Sé que es corto y que no suelo escribir este tipo de relatos pero... siempre hay una primera vez, ¿no?
¡Disfrutadlo!


PENSAMIENTOS ENTRECRUZADOS

¿Por qué solo soy feliz cuando pienso en ti?¿Por qué cuando asisto algún sitio, si no te veo no puedo trazar una verdadera sonrisa en mi rostro? ¿Por qué te valoro por encima de cualquier persona? ¿Por qué cuando una pequeña tontería nos separa no soy capaz de pensar que en solucionarla? ¿Por qué cada recuerdo tuyo hace que un sonrisa cruce mi rostro?
¿Será porqué creo que te quiero?
No, no espera. No puede ser... somos amigos ¿no?  Solo  amigos. Ese solo que me alegra pero a la vez hace que un destello de tristeza me ensombrece.
Para, no, no puede ser... ¿pero  qué estoy diciendo? ¿Ya me estoy enamorando otra vez?
¿Sí?
¿No?
¡Y yo qué sé!
Solo tengo mil porqués sin responder y otras mil preguntas por hacer.

Alina

miércoles, 3 de agosto de 2011

Unas frases valen más que mil palabras

¡Hola! ¿Recordáis ese título de ahí arriba? ¿Os suena? Porque hace bastante (mucho) tiempo que no corona una entrada.

Por que nadie debe de tener un punto de referencia , nadie tiene que ser como los demás, así se toman las desiciones incorrectas.
Has de forjarte sin esperar al herrero. Por que sino la vida no es más que un simple guión.

Alina

domingo, 31 de julio de 2011

Cuarta parte de TODOS LOS CAMINOS CONDUCEN A ROMA

¡¡¡HOLA!!! ¿Como estaís? Espero que muy pero que  muy bien!!
 Aquí os dejo con la cuarta parte de Todos los Caminos Conducen a Roma, nada más deciros que en cuanto acabe de subir todas las partes voy a subir el final de la primera parte de El Escondite^^




Caminaba callada junto a Ainoa, no teníamos muchas cosas que explicarnos, casi siempre durante ese trayecto, del instituto a casa, no había nada de lo que hablar. Pasamos junto a la basura, era jueves, por esa razón había montones de muebles viejos amontonados. Mientras caminaba iba mirándolos: dos sillas antiguas, un sofá medio roto y un espejo, un hermoso espejo. Al pasar junto a éste y ver mi imagen reflejada en él me detuve en seco. Me quedé boquiabierta observando mi rostro, porque no era el mismo, es decir, la que estaba en  el espejo era yo pero... no era yo. Tenía los ojos perfectamente maquillados con rímel, lápiz y una sombra oscura; en mi piel solo se apreciaban unas cuantas marcas de imperfección; mis labios estaban pintados con un suave brillo rosa; llevaba el pelo recogido en una cola alta. Ainoa tiró de mí y vi como la imagen desaparecía cuando mi cuerpo salió de la zona de reflexión del espejo.
-¿Sé puede saber qué te pasa Ally? Vamos a llegar tarde- la miré atolondrada sin saber qué responder.


La fiesta era todo un éxito y yo aún me sentía algo confusa por la imagen que  había visto en el espejo, algo muy raro, porque la que había en el era yo pero, a la vez no lo era. Tenía el rostro sin maquillar dejando que unas feas marcas lo cubrieran; llevaba el pelo suelto y, por suerte, estaba bien cuidado. Pero esa cara, la cara , mi cara, era horrible. Me alejé corriendo intentado alcanzar a Sara, que ya me metía prisa, pero, estaba aterrorizada por la imagen, me sentí, fea y débil, muy débil.                            Carlos  se apoyo en la pared a mi lado:
-Oye, Ally, ¿te pasa algo?
Desperté de mi sueño  y le sonreí intentando quitarle hierro al asunto:
-No, no, estoy bien. Es solo que, estaba un poco abrumada, por... por todo. Es la fiesta sorpresa más increíble del mundo -dije es última frase intentando disimular.
-Sabes que puedes confiar en mí para todo lo que quieras- sonrió y lo abracé.
Claro que lo sabía,  siempre había podido confiar en él, éramos como hermanos. Pero en esos momentos, quería alejarme de la fiesta, estar sola junto a la tranquilidad de la noche.
-Te apetece un paseo por lo que veo -dijo mirándome de hito a hito, sonreí-. Tranquila, yo te cubro.
Dejé mi copa en el césped y fui corriendo hacía la acera de enfrente. No miré al cruzar. No sentí nada después del impacto, solo a Carlos gritándome un cuidado que llegó tarde.

-Déjame tirar esto en el buzón son cinco segundos Ainoa -le supliqué.
Nos habíamos detenido a falta de dos manzanas para llegar a su casa.
-Está bien, pero si llegamos tarde, olvídate de la mejor cumpleaños de tu vida.
Le sonreí y me caminé hacía el buzón, allí vivía Carlos, de pequeños éramos como hermanos, pero los caminos del instituto nos separaron. Sólo quería dejarle unos apuntes que me había dejado días antes, y ese gesto en sí fue muy extraño. Toqué al timbre pero no obtuve respuesta, así que dejé los folios dentro de un sobre marrón y los deposité con cuidado en el buzón.
-¿Querías escaquearte de tener que dármelos en persona? -preguntó una voz masculina a mi lado.
-¿Querías escaquearte de abrirme la puerta?-le respondí, él sonrió y negó con la cabeza-. Gracias- le dije.
-No hay de qué -respondió él.
Giré en redondo y vi a Ainoa en la acera del frente. No comprobé si venía un automóvil. Y  una gran sacudida penetró en mi cuerpo cuando estaba en medio de la carretera.   Solo sentí las cálidas manos de Carlos en mi rostro antes de perder el sentido... antes de perder el sentido para siempre.



Alina

viernes, 29 de julio de 2011

Tercera parte de Todos los Caminos conducen a Roma

¡Hola! Siento no haber podido escribir pero he estado una semana  fuera de casa por unas colonies que he hecho con mis amigas y bueno  no me he podido conectar hasta hoy.  Así que os dejo una tercera parte de TODOS LOS CAMINOS CONDUCEN A ROMA y bueno, ¡que lo disfruteis!



El timbre de la puerta sonó y salté del mármol de la cocina para ir corriendo abrir la puerta.
-¡Buenos días Ally! ¡Feliz cumpleaños!
-¡Hola Ainoa!-dije dándole dos besos en las mejillas - ¡Muchas gracias!
Nos fundimos en un tierno abrazo y nos pusimos a hablar, de los problemas amorosos que sorteaban la vida de mi amiga, de la tarde anterior, de las noticias recientes... Llegamos al instituto cuando faltaba un cuarto de hora para que abrieran, mientras los diferentes grupos de personas se amontonaban alrededor de la puerta. Pude ver en la lejanía como llegaban corriendo Sara e Ingrid, dos chicas de mi clase, las chicas más conocidas del instituto.

Faltaban dos minutos para que cerraran las puertas y Sara (que había pasado a recogerme a casa) y yo corríamos lo suficientemente rápido para llegar a tiempo, pero al mismo tiempo lo suficientemente lentas como para que no se nos corriera el maquillaje por el sudor. Llegamos a falta de unos segundos para que las puertas automáticas se cerraran y nos escurrimos dentro del edificio.                                                               La primera hora pasó muy lentamente torturándome con cada tic-tac, después educación física, me dirigía junto a Ingrid (una chica de mi curso, éramos amigas, pero los estamentos sociales nos separaban) hacía los vestuarios, cuando vi a Carlos y a Edu apoyados cada uno en un lado de la pared, parecía una imagen de película.
-¿Ensayando para la obra de instituto?- dije riéndome
-¿Tu qué crees? -dijo Carlos haciendo unas poses ridículas.
-Que te queda demasiado grande, venga vamos que sino llegaremos tarde.

Alina

jueves, 7 de julio de 2011

Entradita rapidaa y segunda parte de Todos los Caminos Conducen a Roma

Hola! No se porque pero hace días que no  consigo entrar en blogger:(( y eso que el internet normal me va bien. No he podido entrar en el correo des de el día 30 y sigo sin poder TT 
Pero pese a eso os cuelgo la segunda parte del anterior relato, pero quiero antes responder una pregunta: la chica no se ducha dos veces, pero a la vez es así.
Espero que os guste^^:


La hora del desayuno era una continua guerra entre mi estómago y yo, no soportaba no comer nada <<pero adelgazarás>> pensé << y te sentirás mejor contigo misma>>. Cogí un vaso de cristal vacío y lo llené con un poco de leche, lo agité para que pareciera que el líquido hubiera estado en todo el vaso y lo deposité en el fregadero. Abandoné la cocina con el bocadillo de media mañana en la mano para introducirlo en el bolsillo de mi mochila. Una vez listas todas mis cosas para ir al instituto esperé sentada contemplando como el sol se iba alzando poco a poco, como los pájaros empezaban a cantar las primeras notas del día y, a lo lejos, escuché el ruido que hacía el agua al bajar por el río, debía haber llovido esa noche, porque sino no se escucharía ese último sonido.  Empecé a pensar en qué estaría haciendo el resto del mundo, quizás en Argentina se estarían a costando o estarían a punto, en China quizá almorzando y supongo que las demás personas de España estarían empezando un nuevo día.

Bajé saltando los escalones de tres en tres escuchado música con mis cascos, cogí del frigorífico un envase de leche y vertí la poca que quedaba en un bol de cerámica. Después de tirar el envase a la basura fui a la despensa para coger otro y acabar de llenar el bol. Más tarde, al sacar este del microondas vertí los copos de cereales y me los comí saboreando cada uno de ellos. En cuanto terminé metí el bol en el lavavajillas y al girarme el teléfono sonó haciendo un seguido de piiiiii-piiiiii para reclamar mi atención.
-¡Buenos días Ally! -Oí al otro lado de la línea. Reconocí la voz enseguida.
-¡Hola Sara!¿Como estas preciosa? ¿Cómo es que llamas tan pronto?
-¡No seas tonta! Hoy es tu cumpleaños y como una de tus mejores amigas quería ser la primera en decirte... ¡felicidades!
-¡Muchísimas gracias! ¡Eres la mejor!
-Umm.... eso ya lo sabía, pero la Mejor tiene que colgar porque sino su madre, ¡la va a matar! ¡Hasta luego!
No me dio tiempo de despedirme, porque colgó el teléfono en cuando acabó de pronunciar esas palabras. Sonreí por segunda vez esa mañana, esa era mi Sara, mi cariñosa amiga Sara.

Alina

lunes, 27 de junio de 2011

DÍAS DESAPARECIDA, LO SÉ, PERO VUELVO A LA CARGA!!

¡Hola! ¿Como estaís? Bien con pilas recargadas aquí os dejo un relato muy muy extraño.
Sin más demora os presento... TODOS LOS CAMINOS CONDUCEN A ROMA!

Todos los caminos conducen a Roma
El despertador tocó y lo apagué dándole un fuerte golpe, otra vez empezando el día, otra vez empezando la rutina. Salté de la cama y cogí mi ropa, que había preparado con anterioridad, para dirigirme hacía la ducha. Cuando  el agua acarició mi piel desnuda cerré los ojos para poder soñar un poco más, a tientas me puse el champú y el acondicionador, para después embadurnarme el cuerpo con el gel corporal, pero siempre con los ojos cerrados para poder soñar en mi mundo, mis reglas, mi vida.  La magia se acabó en cuando volví abrir los ojos, en cuando al mundo real volvió. Me acerqué muerta de frío hacía la toalla y fui secándome poco a poco.  En cuanto tuve el cabello seco dediqué unos quince minutos en vestirme y peinarme. El espejo del cuarto de baño se desentelaba poco a poco y cuando se volvió completamente visible, me vi reflejada, con los ojos verdes enmarcados con unas sombras negras por la falta de sueño, los granos que empezaban a salirme en la frente y esa enorme narizota mía. Aparté la vista enseguida, no me agradaba contemplar mi rostro por la mañana, de hecho no me agradaba contemplarlo nunca.


El volumen de la música ascendía lentamente y sin poderlo evitar más salté de la cama y empecé a bailar la vieja canción, siempre era la misma, pero siempre me hacía sonreír, siempre hacía que me despertara y que <<caminara bajo el Sol brillante>>.Al compás de la música abrí la puerta del baño y me metí dentro de la ducha  mientras el sonido de la canción se perdía entre el ruido que hacía el agua al impactar contra mi piel.  Cerré los ojos y pensé en el nuevo día que estaría plagado de emociones, amistades y exámenes, muchos exámenes, aunque las dichosas pruebas no me arruinarían la hora antes de llegar al instituto. No señor. En cuanto cerré el grifo una música tecno salía de mi aparato de música y antes de secar mi cabello me dirigí hacía al armario para decidir la ropa que me pondría ese día. Al final me decanté por unos tejanos junto con una camiseta de tirantes roja y una fina chaqueta que me podía poner encima de la camiseta. La música se cambió por una lenta y relajante, la cambié enseguida, no quería volver a dormirme una vez me había despertado. En cuánto sequé y le di volumen a mi pelo castaño, maquillé mis  ojos verdes haciéndolos resaltar un lápiz de ojos negros y el rímel, seguidamente me apliqué un poco de brillo en los labios y acabe con algunas imperfecciones de mi piel con la máscara. Me miré al espejo devolviéndome la mirada y sonreí ante la idea de estar contemplando mi reflejo.

¿Qué os ha parecido? Espero vuestros comentarios!! Y bueno aviso que de aquí poco tendreís los capitulos finales de la primer parte de EL ESCONDITE!!
Besos y sonrisas!
Alina

viernes, 10 de junio de 2011

TIEMPO

Lo sé, pero no he podido subir nada :( asi que os dejo un relato que e escrito este mediodia, en cuanto pueda empiezo a colgar el largoque ya mencione!!

TIEMPO
Y empiezas a correr, empiezas a sentir que ya no puedes más, necessitas quitarte las cadenas que te rodean el cuerpo, ser tu, ser libre, aunque solo sea por unos instantes. Por eso corres, te despojas de todo lo que te une a cualquier cosa, de todo; y solo estas tu, no existe nada más solo un yo, tampoco ves a nadie, porque ya no existen para ti, solo son miseros recuerdos que no tienen la fuerza suficiente como para atormentar tu ser, porque eres más, eres mucho más. Gritas, saltas, lloras, ries, lo haces todo a la vez, no hace falta nada más que sentirte tu.
Y entonces la burbuja se deshicha, vuelves, las cadenas empiezan a volver a rodear tu cuerpo, te haces pequeña, y entiendes, entiendes que todo paso ya, que esos momentos ahora solo son recuerdos, ya paso, se volvió pasado, y no quieres, no quieres que sea así, pero lo es y no puedes hacer nada por evitarlo. La  vida pasa demasiado rápido, de aquí dos días estarás en un porche contemplando tus manos que se habrán arrugado por culpa del tiempo. Tiempo....eso, es lo que nunca hay, es demasiado corto, todo, solo queda disfrutar, hacer cuanto más planes puedas, para vivirlos y recordarlos. Pero no pierdas la esperanza, recuerda que CADA HISTORIA TIENE SU FINAL, tu también lo tendrás, pero recuerda a la vez que CADA FINAL TIENE UN PRINCIPIO.
Así que quizá el tiempo se acabé, quizá de aquí unos años estés contemplando tus manos en un porche, a las puertas de la muerte. Pero habrás empezado, habrás acabado con muchas cosas, pero, sin duda: habrás vivido cada una de ellas y si no es así, lo siento, pero si estásleyendo esto es que te queda el corto tiempo suficiente como para vivirlo.

A todos y cada una de las personas que, en este curso, que han compartido algo conmigo: palabras, besos, abrazos, sonrisas, choques, miradas... Me da igual, lo importante es que los vi y ya forman parte de mí, y esa última frase en mayúscula, cuya persona que me la dijo...no sé que decir sobre ella, solo que  considero que es mucho más persona de lo que deja ver, es especial y nunca me había topado con nadie igual, así que también es creadora de este relato!!
Porque el tiempo pasa delante de tus narices y demasiado desprisa...espero poder dedicaros el tiempo suficiente como para vivir con vosotros!!!

Alina

sábado, 4 de junio de 2011

De vuelta aquí estoy!!!

¡Hola! ¡Cuánto tiempo! Bueno, se me ha pasado volando es como si fuera aqyer cuando dije que iba a cerrar el blog!!! Pero ya estoy aquí dispuesta a darlo todo otra vez, quiero anunciar que publicare menos capitulos de El Escondite porque solo había entradas de ese relato en este blog así que aquí os dejare  la primera parte de un nuevo relato, de cinco páginas, que iré colgando, es un poco rara y seguramente  no entendereis nada durante  primera parte pero a medida que lo vaya colgando espero que lo vayáis entendiendo^^

Antes os dejo un nuevo relato que quiero dedicar a uno de mis amigos porque me devolvió la inspiracion que tardaba en encontrar. Espero que lo disfrutéis!!^^


ESPERANZA

Y la ví, esa mañana la vi, la vi en él. La vi cuando una pequeña sonrisa se le cruzaba en su rostro, cuando entrecerró sus ojos castaños y un extraño brillo iluminó su mirada. Una mirada que dirigía más allá del horizonte visible, una mirada que llegaba hasta el mar y, a la vez,  hasta el más remoto de los mundos; una mirada que duró menos de unos segundos, pero que siempre perdurará en fondo de mi alma.
Porque pese en haber creido en ella, nunca supe cómo era, nunca pude comprovar si realmente existía, ahora si    qué existe, por primera vez una emocion como ésa cobr´vida; porque esa mañana se dejo entrever en su rostro, en ese rostro que tanto amaba y sin querer, al observarlo, fue cuando la vi... fue entonces cuando vi, por primera vez, a la esperanza.


Hasta pronto!!!!
Alina

martes, 31 de mayo de 2011

Te deseamos todos:

¡CUMPLEMESES FELIZ!
¿Porque a este titulo? ¿Porque a esta sorprendente entrada NO progrmada? PUES PORQUE HOY EL BLOG CUMPLE 5 MESES!!!! A CANTAR TODOS UN CUMPLEMESES FELIZ!!! Y cinco meses han pasado después de que decidiera <<investigar>> cómo crearme un blog para TACHANN!!! saliera este de mi cabecita, puro error pero pura gloria gracias a vosotros esos 77 seguidores que tanto comentan  y, a la vez, no se si hay alguna persona que nos este leyendo sin tener usuario ni nada: esto también va por ti!!!!!
GRACIAS, POR ESTAR AHÍ, POR QUERERME Y DEJAR VUESTRA HUELLA EN MI CORAZÓN: OS QUIERO MUCHOOO!!!


Alina

miércoles, 25 de mayo de 2011

El Escondite

Capitulo13. Three doors down, Here Without you.

Mi mano salió disparada antes de que yo la pudiera detener, acto reflejo, así lo llamaban a ese gesto involuntario.
-¿Se puede saber qué haces?-chillé.
-Yo...¿es que no te ha gustado? Parecía que...
-¿Pero qué...? Estoy comprometida -dije sin pensar enseñando mi anillo- estoy comprometida.
Los ojos de Eloy se ensancharon y luego empezó a murmurar disculpas que apenas eran audibles, hasta que la interrumpieron, hasta que otra voz más dura, fría y cortante se oyó, rompiendo la armonía del canto de los pájaros matutinos.
-¿De verdad Arlene? Porque no recuerdo haber conocido a ningún novio tuyo en Nueva York. Aunque Joseph me ha contado que Aaron Sandon lleva colgado en el cuello un medallón parecido al tuyo- mi padre.
Una mano se ciño en mi muñeca y tiro de mi, desprotegiéndome de las ramas del gran sauce, sin protección me exponían al depredador más feroz que podía existir en la Tierra en esos instantes.
Alcé la mirada, desafiante. Tenía miedo, mucho miedo, pero ese sentimiento nunca me había prohibido hacer todo lo que quería, no, tarde o temprano siempre sucedía algo que me hacía vencerlo y asumir las consecuencias.
-Eso no es de tu incumbencia -me limité a decir.
-Claro que lo es, sino no estaría toda una tribu de licántropos buscándote, por no mencionar la colaboración de tus queridos amigos vampiros.
Apreté los dientes, no iba a permitir que me pisoteara de ese modo.
-He dicho que no es de tu incumbencia.
-Si sigues con esto vas a morir Arlene, lo sabes- su voz dejo entre ver tristeza y en su mirada un hilo del mismo sentimiento delataba que sentía ante la frialdad.
-Lo sé.
-¿Y pese a eso quieres continuar con... Con él?
-Sí, lo quiero y si he de morir merecerá la pena.
-¡Maldita sea Arlene, eres una marioneta del destino! ¿Es que no te das cuenta? No es real.
-¿Y porque lo siento papa? ¿Por qué siento cómo si algo nuevo hubiera nacido dentro de mi? ¿Por qué siento cómo si no existiera más que él en todo el mundo cuando lo veo? ¿Por qué sé que todo es posible cundo estoy con él? ¿Por qué me siento realmente viva? ¿Por qué se que si vivo en esos instantes viviré para siempre?
Y ya no pude más, las lágrimas salieron a borbotones de mis ojos, me di la vuelta y choqué contra algo frío, algo frío que me envolvió en sus brazos y me sostuvo cuando iba a caer, algo frío que se volvió caliente y que hizo que mi corazón latiera cada vez más deprisa, que hizo que una sensación se activara dentro de mí, una sensación que hizo... Que hizo que oyera su corazón, solo por un instante pero lo oí, el corazón de un vampiro.
-Te quiero Arlene- oí que susurraba a mi oído.
-¿Con toda tu alma?- pregunté con voz temblorosa.
-Con toda mi alma- escuché antes de desmayarme.


La cama mullida se adaptaba a mi cuerpo cómo si estuviera hecha expresamente para mi figura, pero las muñecas, mi muñecas ardían de dolor, eso era lo que me había despertado, el dolor tan vivido y frío como la noche. Abrí los ojos lentamente y me encontré en la suite, con unos cálidos rayos solares entrando por la ventana.
-No te muevas -dijo una figura negra que estaba apoyada en una de las ventanas- podrías hacerte aún más daño en las muñecas.
-Joseph...-dije al reconocer la voz-. Aaron...
-Esta bien, en la habitación de enfrente.
-¿Porque...?
-¿...estas atada? Van a celebrar un juicio, según la ley vigente las normas de El Escondite se pueden cambiar si así... Si  así se pueden evitar muertes innecesarias. Me he presentado voluntario para substituirte Arle.
-¡No! No puedes...
-Ya esta hecho, el juicio para delimitar los cambios será de aquí a una hora, prepárate.
Me desato las cadenas y se fue de la habitación dejándome sola ante el vacío... El vacío de mi alma.
Trece, número de la mala suerte, o de la buena.

Siento no poder subir el catorce, la verdad es que tengo que reescribirlo por completo, y en fin, espero poder leeros pronto!
Alina

sábado, 14 de mayo de 2011

BLOG CERRADO POR ESTUDIOS + 2 CAPITULOS DE EL ESCONDITE

Así es, después de dos semanas sin tener ni tiempo de subir nada y con la mirada puesta en las otras tres tengo que decir que voy a tener que cerrar el blog hasta el in de semana en el que acabo examenes y etc. Por lo tanto subo 1 capitulo de El Escondite y dejo una entrada programada para el otro (ya no tengo más de reserva...).
Espero que lo disfrutéis!!




Capítulo12 Only Hope, Mandy Moore

La cara de piedra de Joseph, la manera en la que su rostro fe mostrando una mueca de horror y las secas y frías palabras que me dirigió: eres un monstruo.
No hizo falta nada más, no hizo falta nada más para que las húmedas lágrimas acudieran a mi rostro,  para que saliera corriendo  por aquél bosque desconocido. A veces, a veces solo hacen falta tres o cuatro palabras para que se arruine tu mundo: ya no te amo, tu madre ha muerto o las mismas eres un monstruo. Cuando lo dice alguien desconocido no entiendes su significado, cuando es un conocido su efecto empieza aparecer, cuando lo dice una de las personas más importantes de tu vida te destroza por dentro. Así es cómo me sentía: rota.
Me pase horas corriendo sin saber que más hacer que ir hacía delante hasta que llegue a un pequeño claro iluminado por la luz de la luna. Allí me pare, caí al suelo y continué llorando, las lágrimas no cesaban por mucho que continuara derramándolas. Hasta que me di cuenta de dónde estaba, ya había estado en ese claro, ya había estado pisando ese mismo suelo: allí empezó todo. Allí me presenté voluntaria, de allí había huido, ese claro hizo posible que conociera a Aaron, ese claro hizo posible que todo mi mundo cambiara y solo habían pasado dos días, tres contando aquél. El mundo que hay a tu alrededor cambia demasiado deprisa, siempre es demasiado deprisa porque nunca te da tiempo de asimilar los cambios.
Intenté secarme las lágrimas con la mano y el frío metal rozó mi rostro. El anillo, esas dos palabras que también cambian la vida de una persona, esas dos palabras que le alegran la vida a cualquiera.
Te quiero.
Siete hermosas letras.
Entonces fue cuando las oí, voces, voces que me llamaban, voces que gritaban mi nombre, pero no dejaban de ser voces. Porque no hallaba dueño en ellas.
Supongo que por eso huí, porque tenía miedo, miedo de que desconocidos me encontraran, o quizá algunos no fueran desconocidos, quizá alguna de aquellas voces perteneciera a un chico de ojos verdes, o a un pequeño joven de catorce años, aunque también cabía la esperanza de que una de ésas fuera la voz de un hermano que había sucumbido al odio ante su hermana y, que ahora se arrepintiera.
Me daba igual, yo continué corriendo.
Refugiándome en un pequeño sauce me dormí, me dormí bajo sus ramas caídas y tristes, aquellos árboles siempre estaban tristes, no habían conocido a la alegría, y, en esos instantes, era como si yo misma pareciera un borrón mis alegres recuerdos. Nadie me encontró en horas, el amanecer despuntaba cuando desperté y no había nada ni nadie a mi alrededor. Solo se oían los matutinos sonidos del  bosque y un animal cerca de mí. Espera, eso no era solo un animal, era un lobo, un lobo negro.
Por un instante pensé  en Joseph, pero era imposible, mi hermano tenía el pelaje marrón, cómo su pelo. Instintivamente me arrinconé en el tronco, pero el lobo no hizo menor gesto de intentar atacarme. Al contrario, me dejo ver quién era.
El chico tenía la piel blanca, con el pelo y los ojos oscuros. Nos observamos atentamente, sin perder detalle del otro.
Me miraba atentamente con los ojos entrecerrados, sin poderlo evitar sonreí y él me devolvió la sonrisa. Me recordó a alguien, a alguien que perteneció a mi antigua vida.
Volví al pasado, no sabía nada de licántropos, ni de profecías, ni de Escondites...no sabía nada de esta nueva vida. Mis padres continuaban vivos y...y también mi hermana, esa tarde de principios de mayo que me los habían arrebatado aún no había sucedido. Debía tener unos trece o catorce años, estaba en clase y él se giró, me miró atentamente con los ojos entrecerrados cómo si intentara averiguar un gran secreto con tan solo esa mirada... yo también lo intenté, pero antes siempre sonreía,  no podía evitarlo así que las  comisuras de mis labios de levantaron y su sonrisa completó a la mía. No recordaba su nombre, ni si había sucedido nada entre nosotros, había enterrado mis recuerdos para no volver a sentir la pena y el dolor que suponía la muerte de mi familia, pero él había sido especial, eso si lo recordaba.
El chico que tenía delante no era él... Pero se parecía.
 -Tu debes de ser Arlene-dijo- tu hermano anda buscándote.
Y el deseo de que todo volviera a ser cómo antes, de que todo fuera antes del accidente hizo que sintiera sus besos, los besos de aquél chico.
-No pienso regresar -me limité a decir.
-Yo no te voy a obligar a volver, es más -dijo sentándose a mi lado- esperare aquí contigo.
Me llamo Eloy, por cierto.
Esquivé la mirada que me dirigía y me dediqué a contemplar las hojas del sauce, pequeñas se movían con el viento. El árbol tenía un espeso follaje, varias capas de ramas hacían que fuera un perfecto sitio de aislamiento contra el mundo y eso era lo que quería en esos instantes, aislarme para no volver nunca.
-Esta preocupado por ti, quiere disculparse- en ese instante me di cuenta de que Eloy había estado hablándome.
-Joseph ya ha hecho bastante, no quiero escucharle más- repuse secamente.
-Quiere disculparse -repitió- lo siente de verdad.
-Pero el dolor continua por mucho que lo sienta. No me sirven de nada sus disculpas.
Me levanté, e hice ademán de irme.
-No puedes marcharte.
-¿Estas reteniéndome?
-Eso depende de lo que tu quieras hacer -estaba apenas un centímetro de mi rostro y le miré a los ojos.
El instante después de haberlo hecho me arrepentí, me arrepentí en el instante en  que nuestros labios se unían.

Nunca sabes qué encontraras si no te animas a mirar, pero a veces levantar la cabeza es una decisión equivocada.

¡Hasta el día cuatro!
Alina